Estufas y calderas de biomasa

Ya os hablé de la biomasa y los tipos que hay. Hoy os quiero hablar de las formas más comunes de aprovecharla.

El sistema tradicional ha sido el hogar o la chimenea, una obra más o menos compleja para albergar el fuego y en su caso producir una salida controlada de los humos de la vivienda. Serviría para producir calor mediante la combustión de leña y briquetas. No tiene más historia (aparte de construir un buen tiro que no haga humo, que veremos otro día).

Estufas

Tenemos dos tipos de estufas:

Por una parte están los de leña, un sistema también tradicional en el que la lumbre se hace dentro de un recipiente que permite regular la entrada de aire. La ventaja es que no hace humo y si es un de material que acumula calor como el hierro, dará mucho más calor a la estancia. Al ser el tiro también más pequeño se desaprovecha menos calor. También hay quien la hace de obra y se las ingenia para hacer conductos de aire que suelten calor,…

Luego están las llamadas de biomasa, para aprovechar el hueso de aceituna, pellets, cáscara de almendra… que a su vez se dividen en automáticas y manuales.

Manuales: la manual tiene una tolva con un pequeño orificio de salida del combustible a un quemador. Enciendes en el quemador a mano, y poco a poco se va quemando lo que cae. Es un sistema sencillo y bastante eficiente sino fuera porque para regular el calor hay que cerrar el aire y causa una combustión defectuosa.

Automáticas: regula la temperatura añadiendo combustible mediante un tornillo sin fin al quemador. La ventaja es que así se produce una combustión eficiente (menos CO2) y comsume menos (aunque consume luz). Se pueden programar.

Calderas

Las hay de leña y briquetas, aunque no se usan tanto como las de biomasa. La caldera es básicamente una estufa que hace pasar agua por un serpentín situado en el quemador, de modo que se calienta y mediante una bomba la lleva a los radiadores.

Lo más común ha sido la caldera con una gran tolva para poner en un cuarto aparte.

Nuestra caldera

En nuestro caso, compramos una de las llamadas hidroestufas, o caldera de salón. Es estéticamente más bonita pero pierdes capacidad de tolva ya que su pequeña tolva (como de estufa) da para un par de días de trabajo.

En tu mano está la elección.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *